Las guerreras del Kurdistan

Por: Ana Rosa Moreno (@gato_princeso)

kurdistan fighters

Últimamente he notado que los y las activistas que luchan por igualdad de género, han optado por sustituir las vocales finales por “x” para darle un toque de igualdad de género a la escritura en sus publicaciones, esta idea, me parece aberrante y ridícula pues en lugar de mantener la belleza de español escrito la minimizan y alteran. Es así como podemos ver textos escritos de esta manera:

“Fuerza a lxs compañerxs de conspiración de células del fuego y todxs lxs compañerxos en huelga de hambre”

Pero, ¿Por qué saco este tema a colación? Primero, me lastima la vista leer esto, considero que perdemos el tiempo en modificar una escritura que ha sido hermosa y perfecta que fue creada para poder plasmar por escrito la belleza del mundo, la historia, las teorías, para que tú ahora mismo puedas leer esto y segundo, porque mientras la gente escribe mal en el mundo real hay mujeres que día a día arriesgan sus vidas por darle paz y seguridad a su pueblo y lo cual merecen ser reconocidas y no opacadas y generalizadas por una escritura donde las “x” predominan y las “a” y las “o” se pierden. La historia de las mujeres kurdas de Kobane merece ser contada y compartida en una redacción bien escrita. Hablemos de la resistencia kurda femenina.

Como ya se ha explicado en columnas pasadas ISIS que fundó sus bases de operaciones en Mosul, Iraq y quien se ha expandido a Siria y Gaza, tras su paso ha dejado destrucción y muertes masivas, muchos pueblos han tenido que migrar a países vecinos en busca de seguridad y mejores condiciones de vida (tal es el caso de los refugiados sirios en Turquía), construcciones arqueológicas de gran valor histórico han sido destruidas como Palmira en Siria y mientras todo es caos y perdidas hay un grupo de mujeres kurdas que han militado a la resistencia para intentar parar la expansión de ISIS y sobre todo liberar a sus pueblos.

Los kurdos representan una de las minorías étnicas sin Estado propio (son entre 55 y 60 millones de personas, un 45% de los cuales vive en Turquía, un 25% en Irán, otro 25% en Iraq y un 5% en Siria) , pues desde hace años lo que anteriormente era su territorio fue disputado por el imperio persa y otomano, los kurdos se alinearon con el Imperio Otomano por razones religiosas y a cambio les darían autonomía pero esto no fue así, cuando termino la Primera Guerra Mundial y con ello el desmembramiento del imperio turco, los kurdos (algunos) empezaron a busca su independencia pero las facciones más conservadoras no veían con buenos ojos la separación de la naciente Turquía (pues les prometía un Estado Islámico para turcos y kurdos) al final Turquía absorbió gran parte del territorio del Kurdistan y la otra parte de su territorio se anexo a Siria, Iraq e Irán gracias a que las potencias (Francia e Inglaterra) re-dibujaron el mapa. De ahí en adelante el pueblo kurdo ha sufrido una especie de limpieza étnica y los movimientos independistas se han mantenido, uno de ellos es la del Partido de los Trabajadores del Kurdistán (PKK) en Turquía, quien no ha podido lograr simpatía con Estados Unidos pues el PKK es considerado una organización terrorista. Al problema de vivir divididos en diferentes países, no tener autonomía y por consiguiente un país se suma la expansión de ISIS.

Primero en Iraq, ISIS busca tomar ciudades que son ricas en depósitos petroleros tal como Kirkuk, ciudad donde vive casi un millón de kurdos, aunque se han organizado con el ejército iraquí, los kurdos o peshmergas no cuentan con un equipo militar de alta tecnología, usan armas viejas pero no pasa ni un día en que no les dan mantenimiento, les hace falta equipos de defensa nocturnos pero están muy bien organizados.

Segundo en Siria (aquí ahondare un poco más pues mi intención es hablar de la resistencia kurda liderada por mujeres), las mujeres kurdas han formado Unidades de Protección del Pueblo (YPG) para pelear contra ISIS desde hace más de dos años, se han levantado en armas para evitar que el grupo terroristas entre en los pueblos al norte de Siria (pues esos pueblos están bajo dominio kurdo) y para mantener su cultura e ideología, hay que recalcar que la YPG se formo en parte sobre los cimientos de la igualdad de género.

“Llevamos armas para proteger nuestros hogares y para evitar volvernos esclavas de ISIS”, Hadiye Yusuf, copresidenta del mayor de los enclaves kurdos del norte de Siria.

Las resistencia kurda en Siria es una organización laica y sobre todo contrasta profundamente con su enemigo que ha secuestrado, abusado sexualmente y asesinado a miles de mujeres en las zonas que controlan, lo que representa un escalofriante recordatorio de lo que esperaría a la mujeres kurdas si se pierde la guerra contra ISIS.

Gracias a que se ha difundido en los medios de comunicación sobre las guerrillas formadas por mujeres kurdas han logrado recibir ayuda de los Estados Unidos (armas y ataques aéreos sobre objetivos de ISIS) pues la comunidad internacional se dio cuenta de que los kurdos son una fuerza de combate efectiva en Siria.

kurdistan fighters 2

Algo que considero importante resaltar es que la organización kurda ubicada en Siria es muy diferente a las sociedades del Medio Oriente ya que mientras Siria se destrozaba en una violenta guerra civil, los kurdos en tres años lograron construir sus estados autónomos (Rojava, como se le conocen a sus enclaves) que incluyen varios grupos étnicos y religiosos, las mujeres de Rojava pueden caminar tranquilamente sin tener que cubrir sus rostros y cabellera, la estructura estatal fomenta la participación femenina a nivel político y militar pues creen en la igualdad. Al igual que en Turquía donde los partidos políticos pro kurdos de izquierda tienen un sistema de reparto de poder de forma que cada alto cargo es compartido por dos personas, un hombre y una mujer, en Siria los kurdos mediante el Partido de la Unión Democrática (PYD), la organización política al mando del YPG también tiene un líder masculino y otro femenino.

Ante la amenaza del Estado Islámico y sus constantes ataques contra las ciudades kurdas la YPG estableció una sección femenina (en abril del 2013) que ha crecido hasta agrupar a más de diez mil mujeres quienes se enlistan y luchan en las fuerzas militares kurdas pues consideran a ISIS enemigos de las mujeres, enemigos de la democracia y enemigos de la humanidad. Con la entrada de los extremistas y sus conquistas en los pueblos cercanos a Kobane, mas de 200, 000 kurdos han huido a Turquía sin embargo las mujeres (entre 18 y 24 años) han decidido quedarse para proteger los pueblos, incluso varias de ellas están casadas y tienen hijos, abandonan a su familia y a sus conocidos para adoptar la austeridad y la disciplina: “Dejamos a nuestros hijos con sus abuelos y antes de marcharnos a luchar les decimos que si morimos es porque estamos protegiendo su futuro”.

También han sido protagonistas de atentados suicidas y nada tiene que ver porque les hayan lavado el cerebro sino porque en algunos casos inmolarse ayuda a darle bajas al Estado Islámico y sobre todo evitar su avance sobre los pueblos kurdos en Siria.

“Deilar Kanj Jamis, más conocida por su nombre militar Arin Mirkan, se inmoló fuera de Kobane matando a diez yihadistas del Estado Islámico, según las fuerzas kurdas. Haj Mansur, responsable kurdo de defensa, relató que sus fuerzas se vieron obligadas a retirarse de una colina estratégica al sur de la ciudad. Jamis se quedó atrás atacando a efectivos de Estado Islámico con disparos y granadas mientras avanzaban. Rodeada, detonó explosivos que llevaba enganchados a su cuerpo.”

kurdistan fighters3
Fuente: sheikyermami.com

El Estado Islámico representa una grave amenaza a los derechos de la mujer (discriminación, uso obligatorio del velo, abuso sexual, enclaustramiento y privación de la vida) razón de fuerza mayor por la cual las mujeres kurdas pelean contra ISIS, de hecho, el ser mujer es un punto importante a su favor pues si un islamista es asesinado por una mujer pierden su acceso al paraíso (según la creencia de los fundamentalistas islámicos), gracias a esta creencia la resistencia femenina kurda ha tenido un papel fundamental en la lucha contra el Estado Islámico y han dado victorias donde los ejércitos sirios no han logrado, ISIS podrá superarlos militarmente pero su deseo de combatir y lograr un futuro diferente es lo que los ha mantenido en pie. La resistencia femenina kurda ha motivado e influenciado a mujeres alrededor del mundo para unirse a las filas militares, tanto que de 10, 000 mujeres militares mil son extranjeras (norteamericanas, inglesas, danesas, iraníes e israelíes).

Mujer norteamericana ha dejado a sus dos hijos para unirse a las fuerzas del Kurdistan YPG en  Siria. Via: Twitter @HaremJaafer
Mujer norteamericana ha dejado a sus dos hijos para unirse a las fuerzas del Kurdistan YPG en
Siria. Via: Twitter @HaremJaafer

Este ejército femenino kurdo supone un proceso hacia la liberación de la mujer, ya que cuando una mujer se ha unido a la guerrilla, los hombres son los primeros en validar este proceso, se muestra un reconocimiento y respeto hacia el papel que desempeñan sus compañeras. Partiendo de ahí regreso a mi reflexión inicial sobre la importancia de no sustituir la vocal final por una “x”, piensen en que está haciendo a un lado y negando la resistencia femenina que pelea o trabaja por construir un mundo mejor y seguro para sus pueblos y sobre todo le quita valor a lo que ellas han logrado.

Información del autor

PoliBar Logo3

cropped-nuevo-logo-2.png

ANA ROSA MORENO – COLUMNISTA POLIBAR.ORG

Columna: Opinión
e-mail: anarosama@outlook.com
Twitter: @gato_princeso
Mexicana


Anuncios